Dom02232020

Last updateLun, 27 Ene 2020 8pm

Back Está aquí: Portada Religiones Islam y Cristianismo EL mensaje de religiones falsas

EL mensaje de religiones falsas

En el mundo existen numerosas sectas, cultos, religiones, filosofías y movimientos, ¡y todas dicen ser el verdadero camino de Dios!. ¿Cómo podemos saber cuál es la correcta, o si todas son, de hecho, correctas?. Un método por el que se puede encontrar la respuesta, es eliminar todas las diferencias superficiales en las enseñanzas de los que declaran saber la última verdad, e identificar cuál es su objeto central de adoración a la que llaman, directa o indirectamente.

Todas las religiones falsas tienen en común un concepto básico cuando se refieren a Dios: 0 dicen que todos los hombres son dioses, o que algunos hombres en especifico eran Dios, o que la naturaleza es Dios, o que Dios es una quimera de la imaginación del hombre.

Entonces se puede decir que el mensaje básico de religiones falsa es que a Dios se le puede adorar en la forma de Su creación. La religión falsa invita al hombre a adorar a la creación llamándole a ésta o alguna parte de ella Dios. Por ejemplo, el Profeta Jesús invitó a sus seguidores a adorar a Dios, pero los que dicen ser sus seguidores hoy en día invitan a la gente a adorar a Jesús, diciendo que él fue Dios.

Buda fue un reformador que introdujo principios humanísticos a la religión de la India. No dijo ser Dios, ni le dijo a sus seguidores que él fuera objeto de adoración. Sin embargo los Budistas del mundo actual que se encuentran afuera de la India lo han tomado como Dios y se hincan ante ídolos, en lo que ellos se imaginan era la apariencia de Buda.

Usando el principio de identificar el objeto de adoración, podemos fácilmente detectar religiones falsas y como es que fueron inventadas. Así dice Dios en el Corán:

“Aquello que adoran envés de Él son solamente nombres que ustedes y sus antepasados inventaron y por lo cual Alá no les dio ninguna autoridad; la orden pertenece nada más a Alá; Les ha ordenado que lo adoren a Él; esta es la verdadera religión, pero la mayoría de los hombres no entienden.”

(Surah Yousd 12:40)

Se puede decir que todas las religiones enseñan cosa buenas, ¿ entonces por qué puede importar cual es la que sigamos?. La respuesta es que toda religión falsa enseña el más grande de los males: la adoración de la creación. La adoración de la creación es el peor de los pecados que puede cometer el hombre, porque contradice el mismo propósito de su creación. El hombre fue creado para adorar a Dios, sólo como Alá dice explícitamente en el Corán:

“Sólo he creado a los ginns y seres humanos para que me adoren a Mi.”

(Surah Adh ‑ DhaasIyaat 51:56)

En consecuencia, la adoración de la creación, que es la esencia de la idolatría, es el único pecado imperdonable. El que muere en este estado ha sellado su destino en la otra vida. Esta no es una opinión, fue manifestado por Dios en la última revelación que le dio al hombre:

"Por cierto que Alá no perdonará el asociar socios con Él, pero Él perdona los (pecados) que son menor que eso al que Él plazca." (Sarah An‑ Nisaa'4:48y 116)